La fantasía audaz de la pintora invita al deseo de decorar nuestro entorno con sus obras inimitables.

              Polina Balakina es una artista que aporta visiones frescas, sorprende por la combinación de colores en composiciones con aire de libertad y disfrute de lo bello. Apela a nuestros sentimientos e impulsos más naturales como aquellos que nos evoca la naturaleza primigenia, - he ahí sus flores y ornamentos vegetales exuberantes.

              Los bodegones vibran de colores que se explanden de un objeto a otro produciendo una sensacion de unidad y, a la vez, movimiento chispeante. Al contemplar sus composiciones se percibe que el cuadro cobra vida a pesar de ser estático en su concepción.

              En nuestro entorno de ángulos agudos, fachadas planas de cristal e interiores de oficina anhelamos ver líneas curvas y juego cromático que permitan sosegar el ánimo y hacer volar la imaginación. Aspiramos a ello en nuestro subconciente, el único al que si le diéramos la libertad de expresarse, nos liberaría de influencias ajenas externas. Así lo confirman las notas de los visitantes comentando impresiones en las exposiciones de Po Lina.

             Su estilo personal, dentro de la variedad de sus composiciones, capta al espectador por el colorido, el canto de la vida y a la alegría. La fantasía audaz de la pintore invita al deseo de decorar nuestro entorno con sus obras inimitables.

Natalia Novosiltzov, Autora de los tomos ¨La pintura rusa¨ (del sXII al XIX y siglo XX), editorial Carrogio, Barcelona, 2000, 2001; Professora de la Universitat Autonoma de Barcelona.

Deciembre 2016. Pintura rusa, Carrogio.

Este sitio web utiliza cookies. Si hay todavía vela consideraremos que usted está de acuerdo con su uso. Más información sobre cookies